Cuerpo de manzana o triángulo invertido, consejos para adelgazar

jueves 17 de junio de 2010

Al contrario de la mujer ginoide, tu cuerpo es fuerte en la parte superior, sobre todo a la altura del vientre. En cambio, a partir del ombligo, tu cuerpo es más estrecho: tu cintura a penas marcada, tus caderas inexistentes y tus piernas finas o cuerpo de manzana como le llaman. Si te sientes acomplejada por esta figura menos común y no sabes cómo vestirte, estos consejos son para ti.

En tu caso influye mucho tu higiene de vida. Las personas que se quejan de tener vientre, en su caso casi siempre suele ser la consecuencia de una serie de errores: comen mal, se dejan llevar por el estrés y las emociones: poseen una cintura abdominal relajada y llevan una vida sedentaria. En tu caso, es fundamental que reinstaures el equilibrio y corrijas tu higiene de vida: alimentarte mejor, moverte, hacer abdominales, relajarte...

-Come tranquilamente. No hay nada peor que comer deprisa y corriendo: mucha comida rápidamente ingerida hace que te hinches. Come sentada y tranquila. Tómate tu tiempo y mastica bien los alimentos. Evita beber durante la comida.
-Cocina. Los productos industriales contienen demasiada azúcar y grasas escondidas y son muy refinadas. Favorecen el aumento de peso en el abdomen. Prepárate tú misma las comidas, aunque lo hagas de manera sencilla.
-Elige bien. Los enemigos del vientre son los azúcares (caramelos, pasteles, chocolate), los productos lácteos, salvo los yogures, las legumbres, los platos en salsa, las sodas. Sus aliados son las verduras cocidas, las carnes magras, los pescados, los cereales integrales y las frutas.
-Cena ligeramente. Adopta la estructura piramidal: desayuna bien, come suficientemente, permítete una pequeña merienda y cena ligero.
-Apuesta por las buenas fibras. Al regular el sistema digestivo, se asegura un vientre plano. Consume fibras suficientemente, preferentemente cocidas, ya que son menos agresivas para los intestinos. Verduras al vapor y sopas a go-gó.
-Relájate. La grasa abdominal se debe, en parte, a una circulación sanguínea bloqueada entre los miembros inferiores y los superiores. La causa: el estrés. Para perder tu vientre, ponte a hacer yoga, meditación o cualquier otra actividad que te ayude a controlar tus emociones.
-Respira. Para lanzar nuevamente la circulación, haz este ejercicio cada día: con la mano en em vientre, infla tu diafragma inspirando por la nariz y después, vacíalo totalmente expirando profundamente.
-Haz abdominales. Solamente una cintura abdominal tónica y con músculos permite adquirir una cintura de avispa. Cada mañana, programa una serie de ejercicios variados que cambiarás todas las semanas).
-Practica el palpado rotativo. Sola o con ayuda de un profesional, esta técnica consigue desalojar la celulitis del vientre. Atrapa tus michelines y hazlos rodar con tus dedos. Alterna con roces en el sentido de las agujas del reloj.
-Nada. La natación es el deporte más eficaz para afinarte desde arriba. Si el agua no es lo tuyo, opta por la danza o por el golf, la bici...

Fuente: enfemenino.com

http://www.wikio.es